sábado, 14 de abril de 2007

Oprostite!, Dovolite


¿Cómo se dice "Lo siento" en Esloveno?
________________

Este castillito, con lago y bosque, es de Eslovenia. Un país del que antes sólo sabía que había pertenecido a la Ex yugoslavia, y que su nombre es facil de confundir con Eslovaquia. Nada más.

Pero esta semana conocí a un par de forasteros Vesna e Izidor, que vienen de Eslovenia recorriendo suramerica por un par de meses. Fue una alegría tenerlos en mi casa, mucho de qué hablar, mucho qué compartir, mucho que planear y que reir, a pesar de nuestras barreras idiomáticas. Hospitality club es maravilloso

Pero claro, nunca falta el hijo de puta que daña todo. En este caso, el hijo de puta fue alguien que robó su dinero pensando que seguramente nadan en la abundancia solo por ser de Europa o no hablar español. Bueno, mucho es suponer que un ladrón va a pensar en su víctima, pero es como si me hubieran lesionado a mí. Hablé mucho con ellos y los convencí de que vinieran, que este es un país seguro, es una ciudad segura, es una casa segura, que se van a divertir.

Y bueno, no fue culpa mía, yo no los robé, pero me cae mucha responsabilidad, me siento mal por mis amigos forasteros. ¿Cómo me sentiría yo si ahorrara durante un año de mi exiguo salario para conocer un pais lejano del que no conozco su idioma, planeo un viaje de dos meses muy barato, echando dedo, durmiendo donde voluntarios que me ofrecen hospitalidad, y algún infame (por decirlo de un eufemismo) me corta las alas empezando el vuelo?

Bueno, a cosas como esas te arriesgas cuando decides ser un forastero, y a cosas peores. Ser forastero es ya demasiado duro a veces para que encima se metan piedritas en los zapatos y no nos dejen disfrutar la caminata. Y si toca bajo el sol, en medio del desierto y se roban tu agua...

No sé cómo se piden excusas en Esloveno, el título de esta entrada me la pasó un traductor automático en línea en los que no suelo confiar 100%. Pero no tengo otra fuente, no se me ocurrió preguntarles cómo es que se decía. Finalmente se fueron a seguir forastereando por mi bello pais, con un buen itinerario recortado un poco por el bajón de presupuesto. Ojalá que les vaya bien, y que encuentren más forasteros de los que se quedan para que les ayuden un poco.


srečno moji prijatelji

5 comentarios:

johavaron dijo...

estos últimos tiempos han estado desafiando tu capacidad de sonreir, primero se te pierden los papeles y la info del p.c y luego le roban a tus amigos eslovenos.Me parece increible que pase eso, ya bastante pesado es estar de aquí para allá, sintiendose de ningún lugar, extranjero y ajeno a todo.Pero es cuestión de tomarse un descansito, parar, beberse un chocolate caliente en medio del desierto, pensar en todas las sorpresas, la gente, los lugares, los olores y demás cosas que vas a experimentar en el camino... Un abrazote para el más devoto miembro de HC que conozco....MUAAAAAAA

El Forastero dijo...

Muchas Gracias, Joha.

La temporada de lluvias ha puesto frías estas noches, así no parace un despropósito tomar chocolate caliente por aquí y pude calmar el antojo.

No he sabido nada más de mis amigos eslovenos. Esperaré a que escriban

Mnemosine dijo...

¡Malditos roedores! En fin, tendrán que confiar aún mucho más en la tremenda hospitalidad colombiana (que sé es mucha y confió plenamente en ella)

El Forastero dijo...

Todavía no sabes nada de la hospitalidad colombiana, Kamaraden. Ven a mi casa y la sentirás en tu propia carne

El Forastero dijo...

Hace poco hablé con Izidor. Ha regresado a su ciudad (Zielezniki) a hacer la parte práctica de su trabajo de grado, junto con Vesna. Ya no viven en Lubljiana, y siguen diciéndome que su país y su casa están con las puertas abiertas para mí